La nueva ola de consumidores

La indescifrable generación K se desvela

 

Sucesores de los Millenials, estos niños y adolescentes K ya no solo ven la tecnología como algo importante en su vida, sino como un elemento esencial del cual ahora son quienes imponen las directrices del mercado según sus gustos e intereses.

 

Aunque el término indicado sería generación Z, Esta nueva generación es denominada así (K) en honor a Katniss Everdee, protagonista de la saga “Juegos del Hambre” y que ejemplifica la tendencia de estos niños y adolescentes nacidos a partir del año 2000 a identificarse con los personajes de las más recientes series televisivas y producciones cinematográficas, que en su gran mayoría son adaptaciones de obras literarias.

K2_2

Y es que estos jóvenes sienten que su vida es una lucha sin fin y desigual, con un nivel de dificultad superior al que enfrentaron sus padres, pero aun así son conscientes de que no pueden renunciar. O por lo menos así lo expresa Jake, un joven británico de 16 años del cual hace mención la economista Noreena Hertz en un artículo para el diario The Guardian y que asegura que este concepto, un tanto melodramático, va en concordancia con un reciente informe de la Organización Mundial de la Salud donde indica que los adolescentes británicos están entre los más infelices del mundo.

 

Pero más allá de un caso o una procedencia en particular, lo cierto es que la vida de esta generación está marcada por situaciones mundiales como las crisis económicas, el terrorismo y las nuevas tecnologías. Son los primeros en convivir desde su nacimiento con un universo tecnológico adaptado al diario vivir de las personas, o si se prefiere, son los primeros en tener smartphones desde la cuna.

 

Guerra de tronos, un nuevo y joven rey se ha levantado

Si adaptarse a la dinámica de la generación Y, o Millenials, fue un desafío para las empresas, una nueva ola de consumidores caracterizados por su curiosidad y constante búsqueda es un trabajo aún más complejo. Los K viven inmersos en el mundo digital, rodeados de miles de publicidades y contenidos, captar su atención no es una tarea fácil. Estos, como lo había mencionado anteriormente, se identifican con los héroes de toda esta literatura fantástica llevada a la televisión y al cine, por lo que como en las adaptaciones, quieren que sus “conflictos” sean solucionados con facilidades, que todo este dado para la consecución de sus objetivos.

 

En palabras claras, la tendencia indica que su comportamiento en Facebook o cualquier otra red, ¡porque están en todas!, es favorable cuando encuentran una compañía que les brinde información al instante, facilidades en los métodos de pago y respuestas de inmediato. Eso sí, con un atractivo en la originalidad y presencia en las redes que ellos visitan. Lo bueno de esto es que su retribución es importante ya que pagan con fidelidad a toda marca que logre satisfacer sus múltiples exigencias, de lo contrario, las críticas de forma pública no tardarán en aparecer. Otras generaciones de personas logran resolver sus inquietudes con algo menos de información o consentimiento y se dan a la labor de investigación, los K prácticamente te piden que les des todo al instante, sino sentirán que no estás a la altura de sus expectativas.

k1

 

La
La generación K es consciente de todos los problemas que suceden en el planeta y por ende promueven la solidaridad y le dan un importante valor a la creatividad, esperan que una marca les genere confianza (que no es fácil ya que se han criado con escepticismo hacia toda institución, especialmente el gobierno), respeto e ideas innovadoras, pero que a su vez estén ligadas con la responsabilidad social y el medio ambiente. Productos o servicios que vayan de la mano del cuidado de la naturaleza y rechacen el maltrato animal, racismo o los agregados químicos tienen un punto más que a favor de estos adolescentes.

 

Solo en la región de Europa, Oriente Próximo y África, estos chicos tienen un poder de consumo que se traduce en 150.000 millones de euros al año, una cifra más que apetecible para cualquier empresa y que ratifica la necesidad de atención hacia los K en cualquier estrategia de marketing.

 

Podemos deducir que algunas claves generales para tener la atención y el cariño de la nueva generación de consumidores son la creatividad, fuerte presencia en redes, dinamismo, consciencia ambiental e innovación, entre otras tantas que se pueden desprender de aquí.  Es importante tener en cuenta que pese a su corta edad son un grupo de personas que entienden el mundo digital a la perfección y se mueven como este, de tal manera que así como están adaptados, exigen inmediatez, sencillez y ese trato que los haga sentir parte de algo.

 

Fotos tomadas de IMDB y flickr.

Leave a Reply

Your email address will not be published.